Tengo alergia

tu portal especializado en alergia

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
Noticias

Novedades y actualidad sobre la enfermedad alérgica.

Tratamientos contra la alergia

¿En qué se diferencian?

A la hora de tratar los síntomas de alergia podemos seguir distintos tipos de tratamientos. La prevención es lo ideal para evitar la sustancia a la que se es alérgico, siempre que sea posible y las alergias sean conocidas. Si no se da el caso hay varios tipos de tratamientos que podemos seguir. En ocasiones podrán llegar a durar varios años y siempre bajo la vigilancia de un especialista que decidirá si se necesitan hacer cambios.

pañuelo

Antihistamínicos

Impiden la liberación de la histamina, que es la sustancia que causa los fenómenos alérgicos. La histamina puede causar picor en los ojos o la piel, estornudos, o moqueo. Los antihistamínicos alivian los síntomas más comunes y molestos más rápidamente que otros tratamientos.  Sirven para tratar cualquier tipo de alergia, gracias al bloqueo de los receptores que se produce. Se administran por vía tópica, y están disponibles en sprays nasales, jarabes, cremas y colirios.

Corticoides

Los corticoides tienen una acción anti-inflamatoria e inmunosupresora, es decir, que suprime las reacciones y que por tanto reduce la alergia. Se usan para diferentes manifestaciones de la alergia como la rinitis alérgica, la urticaria, el eczema, y para combatir el asma. Están disponibles en diferentes formatos: sprays nasales, comprimidos, inyecciones, pomadas, jarabe, y en gotas dependiendo del tipo de manifestación de la alergia.

Cromoglicatos

Los cromoglicatos evitan que la histamina se libere y por tanto que se produzcan reacciones alérgicas. Este medicamente sólo se usa a modo de prevención de los síntomas alérgicos, no cuando ya se han manifestado.  Por eso hay que tomarlo con regularidad, y si es posible antes del inicio de los síntomas. Estos medicamentos los encontraremos en forma de sprays para la nariz y no se deben tomar por vía oral.

Inmunoterapia

La inmunoterapia o vacunas para la alergia puede cambiar gradualmente la forma en la que el organismo actúa frente a las sustancias que producen la alergia para así no experimentar más sus síntomas. La inmunoterapia se usa normalmente en personas que no consiguen mejorar con fármacos o necesitan una combinación de medicamentos muy cara, que presentan los síntomas durante meses cada año, y que no pueden evitar los alérgenos que desencadenan las reacciones. Está indicada para tratar las alergias que han sido producidas por picaduras de insectos, la alergia al polen, a los mohos, a los ácaros o al pelo de animales.

Si tienes dudas sobre los distintos tipos de tratamientos puedes consultar con tu alergólogo experto que te ayudará encantado. Puedes encontrar a tu alergólogo aquí.

10 Feb 2015 Rosa Barrios 0 comentarios

Comparte esta noticia:

Noticias

La sinusitis y la rinitis

La sinusitis y la rinitis son dos condiciones médicas diferentes, pero a menudo están relacionadas y comparten síntomas

Sigue leyendo

Leer más

Alergia al polen de ciprés: ¿Qué debes saber?

La alergia al polen se manifiesta como una reacción anormal del sistema inmunitario frente a una sustancia aparentemente inofensiva.

Sigue leyendo

Leer más

Inusual Anomalía Térmica Invernal y su Impacto en Floración y Alergias

Este invierno ha traído consigo una anomalía térmica sorprendente que está dejando su huella a los alérgicos.

Sigue leyendo

Leer más

Alergias perennes y tratamiento

Pacientes que enfrentan alergias persistentes durante todo el año comparten sus desafíos en busca de calidad de vida. Sigue leyendo

Leer más

Influencia genética en el asma

Investigadores exploran la influencia genética en el asma, alergias alimentarias y enfermedades alérgicas en hijos de madres con historial de alergias. Sigue leyendo

Leer más

La Alergia al Roscón de Reyes: Cuidados y Consideraciones

Roscón de Reyes puede ser una fuente de preocupación debido a las alergias alimentarias, ya que puede contener ingredientes como harina, huevos, leche, frutos secos y frutas confitadas.
Sigue leyendo

Leer más